lunes, 18 de noviembre de 2013

Receta para crear un dinosaurio a partir de un pollo.

Jack Hornet es el conservador de la planta de Paleontologóa, del Museo de Las Rocosas, en Bozeman, Montana. También ha sido el asesor de la saga de películas de "Parque Jurásico". Y también el tipo que pretende traer de vuelta a este mundo a los dinosaurios,
Este émulo de Frankenstein trato de conseguir ADN  de dinosaurio en los 90. Consiguió montar un laboratorio en un camión y llavarlo a las expediciones de campo de su museo. Su equipo lo intentó con los restos de varios dinosaurios terópodos del Cretácico. "Al principio estábamos entusiasmados porque habíamos encontrado unas células parecidas a los glóbulos rojos. Pero se trataba de hemo, la base de la hemoglobina. Encontramos muchas proteínas, eso sí, pero nada de ADN", explica Hornet. Conclusión: no se puede crear un dinosaurio a partir del cadáver de otro dinosaurio.
¿Olvida la idea Hornet? No. Se encuentra en un bar con el biólogo genetista Metthew Harris. Este le habla de los atavismos genéticos. Es decir genes con restos de información de características físicas del pasado, como los dientes en las aves. Teniendo en cuenta que las aves son en realidad dinosaurios aviares, Horner decide que se puede revertir el proceso de la evolución. Anular el gen que une los tres dedos de los embriones de los pollos. Estimular el de los dientes. Reactivar los genes reptilianos.
Aún no he visto por la televisión un pollo con cola de reptil, dedos y dientes, pero si lo consigue habrá que preguntarse con qué alimentarlo, cómo se relacionará con otras especies y cuáles animales perderemos bajo la garra de la extinción para que este engendro de laboratorio pueda corretear por las Montañas Rocosas.

1 comentario:

  1. Interesante.no se sabe nada reciente de sus experimentos?

    ResponderEliminar