jueves, 8 de mayo de 2014

Jeff Jonas, padre del Big Data.


Jeff Thomas es el padre del Big Data, una serie de programas que busca relaciones entre diferentes datos y los une. Con esto puede anunciar a un padre que su hija está embarazada antes que ella. Un padre visitó una tienda de material para bebés muy enojado porque habían enviado un catálogo de sus productos a su hija de 19 años.
-¿Quieres animar a una chiquilla que ni siquiera ha terminado el instituto a tener hijos?- fue el reproche del padre.
Unos días después de recibir la disculpa de los dueños del negocio, el padre regresó por el establecimiento. Su hija le había confesado el desliz. Por lo tanto, el ordenador, que había captado como posible clienta a la muchacha, en función a las visitas a las páginas sobre ropa de bebé y juguetes infantiles, no se había equivocado con ella.
El padre del Big Data es un californiano llamado Jeff Jonas. Su afición a la programación de software proviene de una de las habiliades de ordenador que su madre, una abogada, se compró en 1979, un TRS-80.
El tendero le indicó que la computadora podía selecionar enlaces de búsqueda y hizo una prácticas con una lista de sistemas de refrigeración de cobre. Jeff Jonas quedó fascinado.
Se apuntó con buenos resultados a los dos cursos de programación que ofrecía su instituto. Durante el segundo curso escribió el software de un procesador de textos. Su profesor lo vendió al Departamento de Educación del Condado de los Ángeles por 200 dólares y le entregó el cheque.
A los 19 años, Jonas tenía 19 empleados a los que no podía pagar y una empresa de programación endeudada por 200.000 dólares. Y eso no es todo. Qué más hubiera querido Jeff Jonas en 1982. Había dejado embarazada a una chica. Ni siquiera era su novia. Su padre lo echó de casa y él desarrolló su idea del Big Data mientras trabajaba para el jefe de operaciones del casino Mirage en Las Vegas. No pagaría esta deuda hasta que IBM le contrató, cuando ya había desarrollado su sofware de relacionado de datos.
Al principio se trató de una tarea tan poco ambiciosa cómo controlar las vidas de los peces de un acuario de agua salada del hotel del casino. Jonas hizo un seguimiento individualizado de los peces y desarrolló un programa que predecía el impacto de todos y cada uno de los cambios llevados a cabo dentro del acuario.
Eso lo condujo al siguiente punto. ¿La sociedad humana funcionaba del mismo modo? Los responsables de la seguridad del casino le pidieron que programase algo que ayudase a detectar amenazas de fraude por parte de los jugadores.
El desarrolló un programa que consistía en seleccionar listados con los clientes del hotel, otro con la lista de las camareras, los croupieres y las anfitrionas de las mesas de juego, y un tercer listado con personas que el jefe de operaciones del Mirage y sus hombres sabían que eran nocivas: ludópatas, jugadores de ventaja y delincuentes. El programa indicaba si había llamadas telefónicas o relaciones personales potencialmente lesivas para el casino y ayudaba a atajar los fraudes antes de que la Comisión del Juego de Nevada tuviera que intervenir, con una sanción o con el cierre de las mesas de juego.
!Había nacido el Big Data!

No hay comentarios:

Publicar un comentario