viernes, 9 de septiembre de 2016

Padre e hija en la salvaje Alaska.

Cuando tenía 4 años, Aidan Campbell hizo prometer a su padre, James, que lo llevaría a Alaska. Cuando Aidan tuvo 15 años, el padre cumplió finalmente su promesa.
La muchacha había caído bajo el hechizo de las historias del primer libro de su padre EL HOMBRE DE LA FRONTERA FINAL, sobre su primo Heimo Koth en los bosques de Alaska. Una década más tarde Korth lo invitó a pasar un verano construyendo una cabaña en el Refugio de Vida Salvaje del Ártico en Alaska. Campbell decidió llevar consigo a su hija Aidan.
En DESAFÍO: UN PADRE, UNA HIJA Y UN VIAJE INOLVIDABLE EN LA ALASKA SALVAJE, James Cambell describe un total de tres viajes a Alaska, donde el padre y la hija se enfrentaron con los osos pardos, las nubes de mosquitos y los ríos helados, estrechando su vínculo paterno-filial más allá de sus límites.

TU PRIMER VIAJE IMPLICÓ CONSTRUIR UNA CABAÑA DE TRONCOS EN EL REFUGIO NATURAL DE VIDA SALVAJE EN ELÁRTICO, QUE UN AMIGO TUYO LLAMÓ "POSIBLEMENTE EL LUGAR MÁS SOLITARIO DEL MUNDO PARA UN ADOLESCENTE" ¿NO TE PREOCUPÓ QUE EL VIAJE PUDIERA ACABAR EN DESASTRE?

Sí. Aidan y yo hablamos de este inconveniente y me aseguró de que estaba preparada tanto físicamente, como psicológicamente, pata semejante aislamiento.Sentí que estaba lista. Pero también tuve que convencer a mi mujer.
Casi todas las personas al sur del paralelo 48 creen que hay un feroz oso grizzly tras cada matorral del ártico. Pero miramos unas estadísticas del Servicio de Parques y comprobamos que la mayoría de la gente de Alaska está bien. Les preocupan los osos pero no les obsesionan.

CUÉNTANOS ALGUNAS DE LAS DIFICULTADES REALES DEL VIAJE.

En nuestro primer viaje había hordas de mosquitos. Mientras estábamos construyendo la cabaña teníamos que espantarlos encendiendo hogueras. El único lugar para bañarse era el río Coleen, que está alimentado por un glaciar. Aidan dice que huele como la jaula de los monos en el zoo (Risas) Estábamos talando árboles todo el día, limpiando los troncos de ramas, trasladándolos a la zona de la cabaña y haciendo labores de carpintería. Al final del día, lo único que querías era dormir. Pero no. Había que recolectar las bayas y pescar, encender fuego, y lavar los platos.

DANOS UNA IMAGEN DEL LUGAR DONDE ESTUVÍSTEIS.

Son 20 millones de acres de desierto en bruto, tan grande como Carolina del Sur. La única manera de llegar a la tundra es tras un viaje en avioneta de dos horas desde Fairbanks. No hay ni Blás. Los inuits de la costa lo usan de vez en cuando paracazar caribues y pescar, y hay unos pocos colonos blancos en el Refugio. Pero nadie más.

UNO DE LOS PERSONAJES PRINCIPALES DE TU LIBRO ES UNA INUIT YUPIK LLAMADA EDNA, LA ESPOSA DE HEIMO. PRESENTÁNOSLA.

Su nombre nativo es Miti Dowin. Se crió en una isla en el mar de Bering, más cerca de Rusia que de Alaska, llamada isla Saint Lawrence, en lo que era el pueblo de cazadores de Savoonga. Cuando mi primo pisó por primera vez Alaska en los años 70, decidió que iría a Savoonga a poner una tienda de abarrotes. Aprendió a hablar el idioma local, y a cazar osos polares, morsas y ballenas de Groenlandia con los inuits. Se enamoró de Edna Rose. Ella accedió a ir con su esposo 1500 millas al este, en el interior de Alaska.
Aidan dice que Edna es tan competente como los hombres para el trabajo duro o la caza, pero que además cocina.

AIDAN APRENDIÓ DE EDNA CÓMO MANEJAR UN RIFLE DE CAZA,CÓMO DESOLLAR LOS ANIMALES Y TRATAR LAS PIELES. NO ES UNA GRAN PREPARACIÓN PARA LA VIDA EN EL SIGLO XXI, ¿VERDAD?

No creo que se nos venga el fin de la civilización encima como dicen los supervivencialistas, que enseñan a los hijos las mismas cosas. Pero estimo de gran valor cosas como la autonomía, la competencia y la capacidad de adaptación, que son cosas que todos los adolescentes deberían aprender.

No hay comentarios:

Publicar un comentario