viernes, 5 de febrero de 2016

PALMERAS EN LA NIEVE. La epopeya de la Guinea española.

1954. Kylian (Mario Casas) y Jacobo son dos hermanos oscenses. Ese año deciden viajar a Fernando Poo para colaborar como capataces en el negocio de su padre, Antón (magistral, Emilio Gutierrez Caba). Kylian se encontrará que ser colonizador equivale a ser un explotador, un tipo que coge lo que se le antoja, sin tener en cuenta su propia itegridad física o quien pueda quedar herido por el camino. Y si tiene alguna duda, el calavera lidibinoso, el crápula de su hermano Jacobo se lo muestra durante las noches golfas en Santa Isabel.
Kylian vivirá entre 1954 y 1968, año de la independencia de la Guinea Española, una historia de amor con Bisila (la etíope Berta Blazquez), la enfermera bubi del dispensario de su amigo Manuel.
Según Filmaffinitty Mario Casas no está a la altura del papel., los paisajes y la ambientación son excelentes pero llegan tarde, a algo que otros han contado antes.

Un poco de Historia:

PALMERAS EN LA NIEVE es la primera novela de la escritora Luz Gabás. Supongo que se habrá documentado para ambientarla pero no lo ha hecho lo suficiente.
Vemos las represalias de los nativos contra los blancos, sobre todo a causa de sus intenciones sucias hacia las nativas. ¿Por qué tampoco hay represión o castigos hacia blancos y locales por parte de las autoridades franquistas?
Lo cierto es que las autoridades españolas siempre se las arreglaron bien cuando necesitaron mantener atrapados en su puño de hierro a los colonizadores. Fernando Poo era un paraíso del que podías ser expulsado. Expresar simpatías por los colonizadores británicos durante la Segunda Guerra Mundial, fracasar en los negocios hasta el punto de tener que mendigar, maltratar a los braceros de las plantaciones, mantener relaciones sexuales con las nativas ( ¿Se habrán enterado Kylian y Jacobo de lo que se juegan con sus devaneos sexuales y amorosos?), podían ser causa suficiente para ser expulsado de Fernando Poo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario