jueves, 7 de abril de 2011

ABC de los dioses griegos.


A diferencia de los cuentos populares, el mito es una forma de dar una explicación basada en la imaginación a las cosas, tanto de la naturaleza como de los hombres, para las que no se tiene explicación. El mito explica el mundo y da un ejemplo de lo que debe ser la relación del hombre con éste.

Sin más, entramos en materia.

No hay un dios primordial en la mitología griega, a diferencia de lo que vimos hace un par de años con los egipcios. Hesiodo, en su Teogonía, cita una pareja original, Urano y Gea, que son Cielo y Tierra, respectivamente. Estos engendran los titanes, las titánides como Temis y Nmemosine (Justicia y Memoria, respectivamente), los cíclopes, hombres de un sólo ojo, y los hecatonquiros, unos monstruos con cien brazos.

Los primeros dioses, como Océano, Tártaro y Érebo van a la guerra, y hacen que luchen los titanes y las titánides contra los cíclopes y los hecatonquiros. Vencen los primeros. Crono, dios del tiempo, el más joven de los titanes, castra a su padre, Urano.

La sangre del escroto de Urano cae en tierra y genera a Afrodita. Crono es más astuto que Urano y se empareja con la titánide Rea. Le exige a su compañera que le entregue a los hijos que ambos vayan engendrando. Rea obedece, pero entrega una piedra en lugar del joven dios Zeus. El niño Zeus es escondido en una cueva y alimentado con la leche de una cabra divina. Cuando es ya adulto, Zeus se enfrenta a su padre y gana en lo que los autores griegos llaman la Titanomauquia. Crono es obligado a vomitar los dioses que todos conocemos, que no llegan a ser más de 14.

Poseidón gobierna las criaturas marinas como las ondinas - que más tarde se convertirían en lo que nosotros consideramos las sirenas- y los tritones. Es el dios que se enfada con el rey Laomedonte porque no recibe el justo pago por la construcción de las murallas de Troya. Por esta razón, Poseidón apoyará a los aqueos durante la Guerra de Troya.

Hades es el dios que gobierna, con poderes de dictador absoluto, el reino de los muertos. Está casada con Perséfone, una diosa nutricia, que hace germinar los campos. La labor de Hades es evitar que los titanes escapen de su prisión y siembren el caos en el reino de los vivos. El perro Cerbero, de tres cabezas, evita que los vivos se inmiscuyan, y los muertos regresen. Sólo Hercules, un semidios guerrero, y Orfeo, un semidios artista que busca recuperar a la ninfa Eurídice, lograrán entrar. Uno porque le rompe la cara a hostias a Cerbero, y el otro porque embauca con sus canciones a Caronte, el barquero del Hades, que lleva a los muertos al reino de su señor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario