lunes, 9 de abril de 2018

Se publica un libro sobre testimonios de la guerra de Siria.

"La guerra llega de repente, sin invitación, y trae consigo una nueva normalidad", escribe Rania Abouzeid en su libro SIN VOLVER ATRÁS, un análisis del conflicto sirio. Siguiendo la vida de cinco personas en las zonas controladas por los rebeldes durante un periodo de cinco años, nos trae a casa la dimensión humana de uno de los conflictos más violentos desde la Segunda Guerra Mundial.

TU LIBRO INFORMA AL LECTOR DE LAS PERIPECIAS DE UN GRUPO DE PERSONAJES ATRAPADOS EN EL CONFLICTO SIRIO. SUPONGO QUE NO ES FÁCIL SEGUIR LA VIDA DE CIVILES A CAUSA DE LA INTELIGENCIA DE LOS PAÍSES IMPLICADOS.

He estado más de 15 años cubriendo Oriente Medio y el sudeste de Asia. Informé del levantamiento de Túnez, la revolución egipcia, y viajé a Damasco a principios de 2011 para tener una idea de cómo la capital siria estaba respondiendo a los acontecimientos de la fracasada Primavera Árabe. Presencié las primeras protestas, en el exterior de la embajada de Libia, que fue uno de los primeros intentos de trasspasar los límites de un estado, Siria, que había estado gobernado por una ley de emergencia desde 1960.

Me informaron en  el verano de 2011 que estaba en la lista negra de Damasco, pero no como periodista, sino como una posible espía que trabjaba para varios estados extranjeros. Tres de las principales agencias de Inteligencia me buscaban y me prohibieron regresar a Siria. Eso me obligó a centrarme en el lado rebelde, lo que significa ser colado por agentes de los rebeldes contra el Régimen a través de la frontera desde el sur de Turquía. A pesar de estar prohíbido por el Gobierno de Al Assad colaborar conmigo, logré estar en zonas pro gubernamentales una vez en 2013 y otra vez en 2016.

LOS ESTADOS UNIDOS CONSIDERAN EL FRENTE NUSRA COMO UNA ORGANIZACIÓN TERRORISTA. SIN EMBARGO, TÚ EVITAS CUALQUIER JUICIO POLÍTICO O ÉTICO EN TU LIBRO. ¿NO TE PREOCUPA QUE AL SER COMPRENSIVA ESTÉS HACIENDO PROPAGANDA DE GENTE EXTREMADAMENTE DAÑINA?

No estoy haciendo propaganda de uno de los bandos o del otro; solo presento los hechos. Creo que el lector no es estúpido y sabrá juzgar a cada cual según sus valores.

Muhammad es un hombre que se radicalizó muy joven, y las temporadas que pasó encarcelado lo radicalizaron aún más. En 2011, vio en las manifestaciones de la Primavera árabe una ocasión de vengarse del régimen de Al Assad. Trabajó para impulsar lo que se suponía debían ser unas protestas pacíficas en una dirección diferente.

Con la historia de Muhammad se ve cómo se islamizó la revolución y los roles que jugaron organizaciones como Al Qaeda en el campo de batalla y politicamente. No se trate de que me guste o no Muhammad. Él mismo admite que ha cometido crímenes de guerra y presume de ellos. Se trata de que sin él no se entiende el conflicto.

EN UN MOMENTO DADO ESCRIBES SOBRE RUHA. ELLA DICE:"ESTÁBAMOS PREDESTINADOS A APRENDER COSAS SOBRE LAS QUE LOS NIÑOS NO DEBERÍAN APRENDER". HÁBLANOS SOBRE ESTA VALIENTE NIÑA.

Ruha tenía 9 años en 2011. La primera vez que el lector la ve, está abriendo la puerta de casa a una acción de registro por parte de la policía gubernamental porque su padre era uno de los manifestantes. A pesar de que los padres intentaron ocultarle cosas a los niños, estos maduraron deprisa. Aprendieron cómo suena un mortero o la diferencia entre la bala de un francotirador o un arma antiaérea. El juego de policías y ladrones se convirtió en el juego de revolucionarios contra matones del Gobierno.

Ruha se convirtió en una refugiada. Su familia escapóde Siria porque su hermana menor, Tarla, de 3 años, tenía un extraño problema hormonal, que los médicos dijeron a sus padres que había sido provocado por el miedo. No había especialistas en su sector, así que decidieron escapar para buscar tratamiento médico

OTRO DE TUS PERSONAJES PRINCIPALES, SULEIMAN, ERA DE UNA FAMILIA DE LA CLASE MEDIA. EXPLICA CÓMO SE VE ENVUELTO EN EL CONFLICTO Y EL USO QUE ÉL Y OTROS REBELDES HACÍAN DE LAS REDES SOCIALES.

Suleiman tenía un buen trabajo, mucho dinero y provenía de una familia con conexiones con el Gobierno. Era consciente de que estos privilegios no eran lo normal entre los jóvenes sirios y cuando empezó la revolución, en marzo de 2011, se convirtió en un activista civil, documentando las protestas semanales en su ciudad, usando su teléfono inteligente y subiendo lo que veía a las redes sociales.

NO PODEMOS TERMINAR DE HABLAR DE SIRIA SIN HABLAR DEL ISIS. HÁBLANOS DE LAS EXPERIENCIAS DE BANDAR EN RAQQA, CAPITAL DEL DERROCADO CALIFATO ISLÁMICO DEL ISIS.

Bandar es un estudiante universitario en Homs cuando lo vemos por primera vez en el libro. Era compañero de habitación de otro de mis personajes, Abu Azzam, que terminaría conviriéndose en el comandante de las Brigadas Farouq, uno de los grupos rebeldes armados secretamente por la CIA en 2013.

Bandar no quiso participar en las protestas de la Primavera árabe, no tanto por las represalias que pudiera sufrir él sino por las que pudiera sufrir su familia. Su hermano en cambio tomó las armas y se unió a las Brigadas Farouq. Después de la caída de Homs en manos del Gobierno se mudó a Raqqa y observó cómo aparecían las banderas negras y cómo los milicianos del ISIS mataban mujeres por pintarse las uñas y a hombres por ser homosexuales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario