martes, 6 de mayo de 2014

Muamar el Gadafi, productor de cine.

No. Lo han leído bien. Muamar El Gadafi era un gran amante del cine y, por lo que sabemos, produjo de su propio bolsillo la película "El león del desierto", en 1981. Esta cinta, con sus escenas de masas, las escenas de los blindados del ejército italiano ametrallando a los beduínos y su exactitud histórica, fue uno de los filmes más caros y de más calidad de su época.
La película cuenta la resistencia del jefe beduíno Omar Al Mujtar contra la brutalidad de un ejército italiano de la época de Mussolini, armado con aviones y vehículos blindados. Estivo prohííbida en Italia durante más de 20 años, aunque nada de lo que cuenta puede considerarse propagandismo barato. A Graziani lo llamaban el Carnicero de Fezzan por algo.
Cuando en 2009, Gadafi hizo una visita oficial a Roma se hospedó con su jaima en los jardines de Villa Pomphili. Los diplomáticos italianos pudieron ver que llevaba colgada al cuello una imagen de Omar Al Mujtar, encadenado, poco antes de ser ejecutado en septiembre de 1931.La RAI decidió estrenar "El león del desierto" esa misma noche.
Los italianos pudieron comprobar que la película contrastaba con la cinta más reciente "La mandolina del capitán Corelli" en que no se ahorraba la crueldad de los colonialistas italianos. Mientras que Corelli es la otra cara de la moneda, un soldado destinado en Cefalonia al final de la Segunda Guerra Mundial, que se toma su estancia en Grecia mas como unas vacaciones que como una ocupación militar, Graziani solo quiere una cosa: la gloria colonial para Italia aunque deba destruir Cirenaica y Tripolitania en nombre de sus compatriotas. Graziani actúa por la gloria del Duce mientras que Corelli se entrenta a regañadientes con las tropas alemanas y pierde.

Para ver:
Trailer en inglés de "El león del desierto".
https://www.youtube.com/watch?v=JCOaj6ruq4Y

No hay comentarios:

Publicar un comentario