viernes, 8 de julio de 2016

Judy Bachrach investiga la vida tras la muerte.

Personalmente creo que si vivir es subjetivo, morir lo es todavía más. No hay a quién pedir consejo, no sabemos qué esperar no qué actitud tomar, y ni siquiera hay un cúmulo de experiencias cercanas a la muerte similares.
Las personas que ha investigado la periodista Judy Bachrach para su libro VISLUMBRANDO EL CIELO: LAS HISTORIAS Y LA CIENCIA DESPUÉS DE LA MUERTE afirman que podían volar o salir a orbitar otros planetas en el espacio exterior. Se convertían en luz pura o conocían parientes muertos hace mucho tiempo. Muchos tenían experiencias felices de amor universal. La mayoría no quería volver a estar vivos. Y cuando regresan a nuestro plano de la realidad, lo hacen con capacidades especiales como intuir los pensamientos de otras personas o predecir el futuro.
Es curioso que nadie tenga malas experiencias o se encuentre con que no hay recuerdos. La parte negativa de todas estas experiencias son la incomprensión de las personas que no las han tenido y el temor, lo que produce desajustes emocionales y divorcios.
Pero aquí está Judy para que nos cuente su experiencia personal con los que ella llama "viajeros de la muerte".

CREO QUE FUE UNA EXPERIENCIA TRAUMÁTICA LO QUE TE LLEVÓ A ESCRIBIR SOBRE ESTO.

La idea me la dio la primera dama Bárbara Bush cuya hija había muerto en cuidados paliativos a la edad de cuatro años. Uno de mis mejores amigos estaba muriendo de cáncer a los 32 años. Y yo estaba aterrorizada porque no sabía qué sería de él ni de mí cuando falleciéramos. De hecho me tranquilizaba más saber que iría a los reinos de Lucifer que saber que no habría nada Descubrí que tenía un pánico cerval a la muerte.

BUENO; CREO QUE VOY A PASAR A LA PARTE TÉCNICA DEL ASUNTO. HASTA EL SIGLO XX LA GENTE COLOCABA UN ESPEJO DELANTE DE LA BOCA Y LAS FOSAS NASALES DE LOS MORIBUNDOS PARA DETERMINAR EL MOMENTO DE SU MUERTE. PERO AHORA LOS MÉDICOS TIENEN QUE ENFRENTARSE A LO QUE LLAMAN "EFECTO LÁZARO". ¿PUEDES EXPLICARLO?

Muchas personas han sidorecuperadas de otros planos de la consciencia gracias a la reanimación cardiopulmonar, así que por lo que respecta a los manuales medicos de 1910 han muerto. Es decir que la muerte ya no se puede definir como el cese de la respiración o de la actividad cardiaca. Nos paseamos por la calle alrededor de muchas personas que han sido "resucitadas". Actualmente la gente puede pasar técnicamente muerta una hora, regresar al mundo de los vivos y tener recuerdos de las sensaciones.

LA CLÁSICA LUZ BRILLANTE SE INTERPRETA COMO UN EFECTO DE LA HIPOXIA SOBRE EL CEREBRO, CUANDO EL CEREBRO DEJA DE RECIBIR OXÍGENO Y CREA ALUCINACIONES. ¿QUÉ TIENES QUE DECIR A ESTO?

El problema es que con la hipoxia no hay recuerdos. Cuanto menos oxígeno recibe el cerebro, menos se recuerda. Pero los "viajeros de la muerte" que he entrevistado tenían recuerdos precisos de sus experiencias, así que si hay una explicación materilista de este fenómeno yo no la tengo.

BIEN; VAMOS A VER UNA EXPERIENCIA CONCRETA DE UNO DE ESTOS "VIAJEROS DE LA MUERTE", EN CONCRETO LA DE TONY CICORIA.

Tony Cicoria es un neurocirujano del estado de Nueva York. No creía en una vida después de la muerte, así que en su caso no podemos hablar de autosugestión. Fue alcanzado por un rayo. Estaba en un pic nic con familiares, hablando con su padre por el celular cuando el rayo alcanzó el aparato. Lo siguiente que recuerda es que estaba tumbado en el suelo pensando:"Dios mío. Estoy muerto".
Lo supo porque escuchó a su suegra pedir ayuda a gritos. Él intento tranquilizarla pero nadie lo oyó.
Lo siguiente que percibió es que se deslizaba sin caminar por un tramo de escalones. Se convirtió en un rayo y voló a través de un edificio. Vio a sus hijos jugar a los indios con las caras pintadas. Justó después de eso sintió que alguien le estaba golpeando en el pecho y regresó a su cuerpo.
Una enfermera estaba reanimándole. Pero él, como todos los que han pasado por este tipo de experiencias, no quería regresar. Así que, por que a Tony Cicoria respecta, estar muerto es una experiencia interesante.

¿POR QUE CREES QUE LA COMUNIDAD CIENTÍFICA ES TAN HOSTIL A LA IDEA DE LAS ECM?

Creo que porque es una cultura muy materialista. Si no pueden comprobarlo, si las experiencias no toman una forma concreta, medible, predecible, opinan que no vale la pena investigar.
En mi libro acuño un término, "Galileo". Los Galileos son científicos que se aventuran, a pesar de que saben que serán ridiculizados y que ninguna publicación científica se tomará en serio sus investigaciones, en el terreno no explorado de lo subjetivo. La nada es objetiva. Las ECM son subjetivas.

TAMPOCO LA IGLESIA CATÓLICA ES MUY FELIZ CON ESTAS INVESTIGACIONES.

Es por el problema de los dogmas. El cristianismo y el judaísmo tienen una escatología muy concreta sobre lo que se supone que nos espera cuando morimos. Todo el mundo que entrevisté se desviaba de los puntos de vista tradicionales. No vieron a Dios ni nada que se le pareciera. Por lo menos nada de lo que vieron lo pudieron identificar en ese contexto. La realidad es mucho más complicada.
Lo cierto es que los dogmas escatológicos fueron la principal razón por la que muchas de estas personas perdieron sus matromonios. Vuelves, cuando se supone que no hay de dónde, cuantas a tu pareja lo que se supone que sucedió, y la persona en cuestión cree que está hablando con un extraño.

No hay comentarios:

Publicar un comentario