lunes, 10 de octubre de 2016

THE INNOCENTS, de Anne Fontaine.

Diciembre de 1945. La Segunda Guerra Mundial he terminado durante la primavera en Europa, pero la posguerra en Polonia está resultando ser una pesadilla peor que la ocupación. Bajo las botas de los soldados soviéticos los polacos se sienten de todo menos liberados.
Madeleine Pauliac, una doctora de la Cruz Roja de 33 años, se encuentra en la Polonia ocupada por los rusos, cuando una monja recurre a ella para que solucione un "embarazoso" problema. Madeleine tiene que atender al parto de una religiosa de forma clandestina. La mayoría de las hermanas de la Congregación han sido violadas por las tropas rusas, y están esperando bebés. La vergüenza asociada al hecho de haber sido forzadas, así como el hecho de que la abadesa no haya informado al Obispado, empeoran las cosas.
Pauliac tendrá que saltarse el toque de queda y conducir por carreteras despobladas para dar consejos y atenciones ginecológicas. "Había 25 monjas en el convento; quince de ella fueron violadas y asesinadas por los rusos, las diez supervivientes recibieron repetidos abusos; algunas fueron violadas 42 veces; otran entre 35 y 50 veces.. Nada de esto se habría sabido si cinco de ellas no se huberan quedado preñadas. Acudieron a mí pidiendo ayuda y hablando de aborto en términos velados", escribió Pauliac sobre el terrible acontecimiento.
La propia Pauliac escapó por los pelos de una violación en grupo a manos de unos soviéticos  en un control de carreteras rutinario.
Una de las características de la mentalidad bolchevique fue la represión sexual. Los buenos soviéticos no tenían relaciones extraconyugales ni miraban pornografía como los decadentes capitalistas. Cuando empezó la guerra se les dijo a estos hombres, armados y frustrados por las terribles condiciones de vida en el frente, que el sexo era un incentivo para que se mantuvieran combativos.
A las muchachas del Ejército Rojo se les dio unas pastillas venenosas por si eran violadas por los alemanes pero lo cierto es que muchas se las tomaron tras un encuentro con sus propios compañeros de armas.

"THE INNOCENTS" está dirigida por Anne Fontaine. Lou de ´Lâage interpreta a la doctora Pauliac y Agata Kunesza encarna a la madre superiora, más afectada por el temor a la vergüenza que por las consecuencias de las sífilis que le ha pegado uno de sus violadores. La cinta ha sido proyectada para un grupo de altos prelados de El Vaticano. Incluso el Papa Francisco quiere verla si se llegase a estrenar en Italia. Ha sido comprada en más de 30 países, excepto en Rusia, donde Putin la ha considerado una calumnia.
La doctora Pauliac, condecorada con la Legión de Honor y la Cruz del Coraje, socorrió a los paracaidistas aliados y participó en 200 misiones con el Escuadrón Azul de Ambulancias de la Cruz Roja. Moriría en un accidente de carretera el 13 de febrero de 1946. Semanas antes había ayudado a alumbrar a la última de las religiosas embarazadas. 

Para ver:
Hasta que se estrene en España - si llega a estrenarse- aquí tengo el trailer en francés con subtítulos ingleses. Salud.
https://www.youtube.com/watch?v=s-OnAcr5hwA 

No hay comentarios:

Publicar un comentario