viernes, 17 de febrero de 2017

Un fotógrafo de prensa capta el horror de nuestra época.

EL WORLD PRESS PHOTO 2016 RECOGE EL DRAMÁTICO MOMENTO DEL ATENTADO QUE COSTÓ LA VIDA AL EMBAJADOR RUSO EN TURQUÍA.

Burhan Ozbilici es un fotógrafo de prensa de Asociated Press que estaba en el lugar equivocado en el momento equivocado. Captó esta imagen momentos después de que el agente de policía de 22 años Mevlut Mert disparase al embajador ruso en Turquía, Andrei Karlov, el 19 de diciembre de 2016. El diplomático estaba pronunciando un discurso antes de inaugurar una exposición en Ankara titulada "Rusia vista por los turcos". El acto estaba programado para destacar los lazos entre las dos naciones, pero al lobo solitario Mevlut Mert le pareció que eso no era lo más conveniente. Consideraba que la presencia en las bases turcas de cazabombarderos rusos destinados a bombardear posiciones del Estado Islámico y de la oposición armada al Régimen del despótico presidente Assad era perjudicial y decidió que su parecer fuera lo último que se llevara Karlos del mundo de los vivos. Hirió a tres personas más, lanzó un discurso plagado de odio y fue abatido por sus compañeros.
Ozbilici decidió fotografiarle de tal manera que el lobo solitario pudiera saberlo, con gran riesgo físico, pero salió bien librado, quizá porque Mert necesitaba publicidad - ¿Qué sería del terrorismo internacional sin los medios de comunicación?- o porque presentía que su vida estaba tan acabada como la de Karlov.

No hay comentarios:

Publicar un comentario