miércoles, 29 de marzo de 2017

Pedro Gonzalez, la persona que inspiró el cuento de LA BELLA Y LA BESTIA.

Aunque existen muchas teorías sobre el origen de este cuento de hadas publicado en 1757, son numerosos los expertos en conformar que Jean Marie Leprince de Beaumont, su autora, se inspiró en las crónicas sociales de la Francia del siglo XVI. Las que se refieren a Pedro González,un hombre con hipertricosis. Nacido en Tenerife en 1537, fue capturado por unos soldados de la flota de guerra francesa durante una aguada, a los 10 años. Los marinos se lo ofrecieron como regalo a Enrique II de Francia. Este estaba maravillado por la gran cantidad de pelo que tenía González en la cara, tanto en las mejillas, como en la frente. Los cortesanos de París se maravillaron al descubrir que González no era un animal,sino que hablaba en castellano.
Se le bautizó como Petrus Gonsalvus y se le dio una esmerada educación. El hombre se convirtió en un fino cortesano capaz de hablar tres idiomas.
Tras la muerte de Enrique II, la reina Catalina de Médicis no pudo resistir la curiosidad de si los vástagos de Pedro sucumbirian a la hipertricosis por lo que arregló el matrimonio de la "Bestia" con una de sus damas de compañía, Catherine. Se suponía que la muchacha se atrevería a decirle que no a una de las gobernantes más poderosas de Europa, pero la muchacha aceptó. La pareja tuvo siete hijos, de los cuales solamente dos nacieron sin hipertricosis. Tras la muerte de Catalina de Médicis la Bella y la Bestia se instalaron en Italia, donde vivieron largo tiempo. Pedro González falleció en 1617, y Catherine en 1620.

No hay comentarios:

Publicar un comentario